martes, 30 de mayo de 2017

“Largo invierno en París” - Juan Vilches


Hay libros con los que siento un auténtico flechazo. Como éste. Claro que lo tenía todo para enamorarme a primera vista: título, portada, París, Segunda Guerra Mundial… No dudé en hacerme con él y empezarlo al poco de tenerlo en mis manos. Ya os adelanto que el amor ha sido correspondido

Éstas son mis impresiones



Juan Vilches

Juan Vilches es doctor en Derecho, profesor universitario y abogado en ejercicio. Autor de tres libros y de medio centenar de artículos, ha sido profesor de la Universidad Autónoma de Madrid, de la Universidad de Alcalá de Henares y del Centro de Estudios Universitarios Luis Vives. En la actualidad imparte la docencia en la Escuela de Práctica Jurídica de la Universidad Complutense de Madrid.

Su primera novela, La calle del olvido, resultó finalista del Premio de Novela Fernando Lara del año 2007, mientras que la segunda, Te prometo un imperio, fue galardonada con el Premio de Novela Histórica Ciudad de Cartagena en 2013.

Datos técnicos

Título: “El largo invierno en París”

Autor: Juan Vilches

Editorial: Ediciones B

Edición: tapa dura con sobrecubierta

Publicado en abril de 2017

Páginas: 736

ISBN 978-84-666-6150-8

Precio: 22,00 euros la edición en papel



Argumento

Una historia llena de drama y amor, lujo e intriga, en la Francia de la ocupación nazi.

París, invierno de 1943. La Ciudad de la Luz se ha convertido en la ciudad de las sombras. París vive un largo y frío invierno que parece no tener fin. En sus calles y bulevares, antes alegres y bulliciosos, proliferan los uniformes alemanes, los controles de la policía y las redadas de la Gestapo. La ocupación ha convertido a París en una ciudad triste y silenciosa, pero repleta de cabarets y prostíbulos destinados al recreo y entretenimiento del invasor. Solo los colaboracionistas, los conocidos collabos, parecen disfrutar de la presencia alemana en sus calles, como si nada hubiese ocurrido.

En una lujosa habitación del hotel Ritz, una carismática diseñadora de alta costura, aburrida y cansada de presenciar tanta miseria y tanto dolor, decide poner fin a la guerra.



Impresiones


Nos encontramos en el año 1943, en plena Segunda Guerra Mundial. En París. En aquél París que entonces ya no era una fiesta. O, al menos, no lo era para la mayoría de los parisinos. La ciudad ha sido ocupada por los alemanes y los desmanes de los nazis y los SS se van haciendo notar; además, por supuesto de las consecuencias de la guerra en sí: muertos, heridos, pérdidas, hambre, pobreza. Pero no todo el mundo vive mal en París. Algunos viven incluso muy bien. Los jerarcas nazis allí destinados que se embriagan con la ciudad más glamourosa del mundo. O los “collabos”: franceses que se arriman a los alemanes para sacar tajada. Incluso los que no están ni de un lado ni del otro como Jaime, Jeff, Urquiza: un periodista español aficionado al buen vivir. Urquiza es periodista y se encuentra en París para contar lo que pasa (siempre dentro de los férreos límites impuestos por la censura franquista).

La novela empieza fuerte aunque no precisamente en París. En Milán, el 29 de abril de 1945 los cadáveres de Musollini y su amante Clara Pettaci, han sido expuestos en la calle y están recibiendo todo tipo de vejaciones. La verdad es que es una escena terrible en la que se muestra mucho de la naturaleza humana. A mí me dejó un poco con los pelos de punta. Tras leerla, fui a mirar en google y, efectivamente, las cosas ocurrieron cómo cuenta el autor. Sé que en la guerra se hicieron cosas terribles y parece mentira que aún me puedan afectar cosas como éstas pero lo hacen.

Tras esta escena ante la que, repito, el lector no puede mostrarse indiferente, el tiempo se retrotrae un par de años: nos vamos a París, año 1943. Allí vamos a conocer a los personajes que van a protagonizar la novela: Jeff Urquiza, la modelo Daniela, la diseñadora de moda Gabrielle Chantal, su amante alemán Spatz, los periodistas Luis y Zoé… En un primer momento, la historia podría decirse que tiene un punto frívolo. Hay guerra, sí, pero nuestros protagonistas no la van a sufrir realmente. Gabrielle Chantal vive en el Ritz y sigue manteniendo su boutique de la rue Cambon aunque en estos momentos ha dejado de lado su faceta como diseñadora de moda y sólo se dedica a vender perfumes. Jeff Urquiza es periodista por placer podríamos decir. No necesita trabajar para vivir ya que heredó mucho dinero de su familia y se dedica a gastar el dinero en fiestas y mujeres. Jeff es un vividor, un bon vivant. Muy agraciado físicamente, se lleva a las mujeres de calle y no duda en estar con todas las que puede. La guerra prácticamente le resbala, no se significa (ni en la mundial ni lo hizo en la española, llegando a luchar en ambos bandos) y sólo piensa en su placer. Vamos a conocer París la nuit, una ciudad llena de fiestas, cabarets, alemanes y franceses colaboracionistas sacando todo el provecho posible de las circunstancias y viviendo y disfrutando a tope. Sin duda, un gran contraste con lo que está viviendo el resto de Europa. También París, por supuesto: la mayoría de sus habitantes, de hecho, pero no los que nosotros vamos a conocer. Pero, claro, esto no puede continuar mucho tiempo y van a pasar ciertas cosas que, por fin, le hacen abrir los ojos a Jeff. ¿Creéis que reaccionará? ¿Se implicará? Por supuesto, tendréis que leer el libro para saberlo.

Los personajes están muy bien desarrollados. La mayoría son personajes reales o inspirados en personas reales. Por ejemplo, Gabrielle Chantal está claramente inspirada en Coco Chanel. No es una biografía y, como dice el autor, hay elementos que pertenecen al mundo de la ficción pero, aún así, conoceremos bastante bien al personaje real y la forma en la que actuó en la época de la ocupación. Un personaje lleno de aristas esta Gabrielle/Coco, a la que da gusto conocer un poco más en profundidad (ya tuve ocasión de aproximarme a su figura hace años con la visión de una película basada en su vida)

La interacción entre personajes reales y personajes ficticios es perfecta. En realidad, la mayoría existieron y aparecen con sus nombres. No sólo personajes que vivieron ese largo invierno parisino; también vamos a encontrarnos en la novela a personas como Franco, Serrano Suñer o Carmen Polo “la señora”. Y a éstos, como quien dice, los vamos a conocer en ropa interior. No tanto como personajes públicos sino en su vida personal (lo mismo que a Mussolini, que menudo personaje por cierto). Me ha gustado conocer un poco a Carmen Polo de la que apenas sabía que era la mujer de Franco y poco más. Aquí he descubierto a una mujer que mandaba casi tanto o más que su marido, una mujer fría y calculadora que tenía las ideas muy claras. Me ha gustado también el personaje de Serrano Suñer, uno de los que siempre me han parecido más atractivos literariamente hablando de la época. Incluso me han gustado Cuca y Maruchi. Sé que ha habido algunas críticas respecto a estos capítulos protagonizados por ellos y, ciertamente, si se suprimiesen no pasaría nada, pero a mí me han hecho gracia estas dos viejas cotillas. Me ha permitido ver las intimidades de los Franco, me han parecido escenas divertidas y me han demostrado que “la señora” tenía un servicio de información que no tenía nada que envidiar a los servicios de espía de su marido jajaja

La novela está llena de pequeñas y grandes historias, de tramas y subtramas que hacen que su lectura resulte la mar de entretenida. Personajes egoístas, personajes malvados, personajes que luchan por sus ideales, personajes que viven para sí, personajes que evolucionan…, todos muy interesantes. Amores, traiciones, amistades eternas, asesinatos, guerra, intereses políticos, nazis, colaboracionistas, periodistas en pos de la noticia… Realmente la novela no da tregua. Al tocar tantas teclas, hay escenas de todo tipo: algunas muy emocionantes, otras que horrorizan, otras que ponen los pelos de punta. Para todos los gustos.

Junto unos personajes muy interesantes y una novela repleta de historias y de acción, otro elemento a destacar es la magnífica ambientación espacial. París es tan protagonista como Jeff o Chantal. Un París que, a pesar de la ocupación, no ha perdido su glamour. Un París ocupado, con toque de queda, con habitantes extenuados, pero también el París de los cabarets y de las fiestas. Un París de contraste: pobreza por un lado, puro lujo y alegría por otro.

Es la primera novela que leo de Juan Vilches pero seguro que no será la última porque “Largo invierno en París” me ha gustado mucho. Por lo que cuenta pero también por cómo lo cuenta el autor. Con un estilo sencillo, directo y claro, que denota un gran trabajo de documentación pero que se lee de forma sencilla y muy amena, Juan Vilches dibuja perfectamente escenarios, escenas y personajes y lo narra todo de forma muy visual permitiendo al lector ser espectador privilegiado de todo lo que allí ocurrió. Una novela que es puro entretenimiento pero con la que, al mismo tiempo, se aprenden muchas cosas. Una novela que se me ha hecho corta a pesar de las más de setecientas páginas escritas con letra más bien pequeña



Conclusión final


“Un largo invierno” es una novela muy entretenida que nos traslada a una época y lugar fascinantes y nos permite vivir mil aventuras con unos personajes que llegan. Sin duda, muy recomendable.

Podéis comprarlo en Popular libros


29 comentarios:

  1. A pesar de tus buenas impresiones no tengo claro que sea para mí. Debo decir que me ha impactado lo de los cadáveres de Mussolini y su amante, me has dejado ojiplática.
    Besos.

    ResponderEliminar
  2. No me importaría leerla, me gusta lo que cuentas y creo que es una novela que me gustaría.
    Besos

    ResponderEliminar
  3. Ya sabes que coincidimos en opinión, una novela totalmente recomendable.
    Un beso

    ResponderEliminar
  4. Sin duda la leería y seguro que la disfrutaría, pero de forma inmediata no puedo. Estoy cargadísima y más a la vuelta de la feria.
    Besos

    ResponderEliminar
  5. Coincidimos en impresiones, aunque a mi me sobraron algunas costillas y otras se me hicieron demasiado predecibles. Besos

    ResponderEliminar
  6. Yo estoy deseando hacerme con él porque sé que me va a gustar mucho
    Besos

    ResponderEliminar
  7. Lo tengo en el punto de mira.

    Un beso ^^

    ResponderEliminar
  8. Me gustó mucho cuandolo leí. Un beso

    ResponderEliminar
  9. Me llama mucho, y viendo que te ha gustado tanto, todavía más :)

    ResponderEliminar
  10. Me encantaría leerla. LA portada sin duda es preciosa.
    Un beso ;)

    ResponderEliminar
  11. Coincido contigo en impresiones, me ha parecido diferente y entretenida, una novela llena de contrastes, estamos acostumbrados a ver solo reflejada la otra parte de la ocupación, y esta visión, es otra forma de entender mejor lo que ocurrió allí. A mí también me ha gustado mucho.
    Besos

    ResponderEliminar
  12. Me enamoré de ella nada más verla, fue amor a primera vista. Espero leerla pronto, aunque el tiempo no ha jugado a mi favor hasta ahora, como dice el refrán: a todo santo le llega su San Martín, jejeje.

    Estupenda reseña.
    Un besito.

    ResponderEliminar
  13. A pesar de que alguna cosilla ha sobrado en general ha sido una lectura entretenida.
    Besos.

    ResponderEliminar
  14. Me llamaba la atención pero al final creo que la voy a dejar pasar; voy escasa de tiempo y tengo algún que otro compromiso. Igual este verano me apetece y me animo con ella.

    Un beso

    ResponderEliminar
  15. Hola! Pues tiene buena pinta y siempre me gusta leer sobre la época así que me lo llevo apuntado. Gracias por la reseña.

    Un saludo!

    ResponderEliminar
  16. No me importaría nada leerlo, besotes

    ResponderEliminar
  17. La verdad es que llama mi atención por la ambientación y la temática, pero no creo que llegue a mis manos, sí que lo apunto por mi eterno por si...

    ResponderEliminar
  18. En en general coincidimos. A mí me ha entretenido mucho

    ResponderEliminar
  19. No termina de convencerme este libro, lo dejo pasar, ademas la época no es la que mas me gusta. Besos

    ResponderEliminar
  20. No me importaría nada leerla. Seguro que me gusta :)

    Bs.

    ResponderEliminar
  21. Ya sabes que me encanta leer novelas ambientadas en esta época. Y esta novela tiene de todo para gustarme. Apuntadita me la llevo.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  22. No me importaría leerlo, la verdad
    Besos

    ResponderEliminar
  23. Es muy de mi estilo. Me la apunto porque creo que me gustará.

    ResponderEliminar
  24. Me parece super atractiva esta novela, las dos ambientaciones, la época, todas las anécdotas que pareces ir encontrando...lo de Musollini es fuerte, encima si no recuerdo mal hay hasta fotos de todo ello.

    Me encantaría leerla, así que espero cruzarme con ella ;)

    Besitos

    ResponderEliminar
  25. Este libro no me llama la atencion, lo dejo pasar.

    Saludos

    ResponderEliminar
  26. Me parece que este libro reúne bastantes requisitos para que me pueda gustar.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  27. Estoy deseando empezar a leerla, pero entre unas cosas y otras no hay manera. Besos.

    ResponderEliminar
  28. Como he dicho por ahí, es un libro que me encantaríiiiiiia leer. Me encanta el contexto. besos

    ResponderEliminar
  29. No conocía la novela ni el autor. Gracias por traerla, me ha llamado mucho la atención y espero que pase pronto por mis manos. Es una época sobre la que me gusta leer y lo que comentas de que no solo te gusta lo que cuenta el autor, sino como lo cuenta, es para mí, quizás lo más importante. Besos.

    ResponderEliminar

Gracias por tu comentario