martes, 10 de mayo de 2016

“La fabrica de las sombras” - Ibon Martín



Hace dos o tres meses leí “El faro del silencio” la cual, como ya os comenté, me gustó mucho y me dejó con ganas de leer la segunda entrega de esta nueva serie policíaca, la que hoy reseño.

Éstas son mis impresiones



Ibon Martín

Ibon Martín Álvarez (Donostia 1976) es licenciado Periodismo y ha trabajado para varios medios de comunicación. Desde hace unos años invierte su tiempo en viajar y en escribir sobre ello.

Excursionista y periodista especializado en ocio y viajes, como él mismo se define, es autor de una amplia gama de guías sobre destinos vacacionales, y tres novelas:

.- El valle sin nombre (2013),

.- El faro del silencio (2014) y

.- La fabrica de las sombras (2015) .



Datos técnicos

Título: “La fabrica de las sombras”

Autor: Ibon Martín

Editorial: Travel bug

Publicado por primera vez en el año 2015

Encuadernación: Tapa blanda con solapas

ISBN: 9788494407710

Páginas: 440

PVP: 18,50 Euros en papel



Argumento

Todo comienza una fría noche de niebla. La selva de Irati duerme despojada de hojas en su letargo invernal. Una joven aparece ahorcada en los arcos de la Real Fábrica de Armas de Orbaizeta. Cuando todas las hipótesis apuntan al suicidio, la escritora Leire Altuna recibe el encargo de investigar el caso. No será fácil. Tendrá que buscar respuestas en un remoto pueblo de apenas una docena de habitantes, un lugar donde nada ni nadie es lo que parece.Sus pesquisas, que la colocarán en el centro de una macabra diana, sacarán a la luz viejas traiciones y secretos familiares desgarradores. Mientras tanto, las gélidas aguas del río que atraviesa el lugar volverán a teñirse de sangre.

Ibon Martín teje una historia de intriga y pistas falsas sin igual, una trama trepidante que arrastra al lector a un territorio poblado de mitos y leyendas. La narración vuela con maestría entre los oscuros años del contrabando en la frontera y un presente plagado de sombras. Unas páginas escalofriante



Impresiones


En los arcos de la Real Fábrica de Armas de Orbaizeta (Navarra) ha aparecido una joven ahorcada. La policía foral que acude al lugar de los hechos lo considera un suicidio y cierra la investigación. Pero la joven muerta era prima de Ane Cestero, ertzaina con destino en la comisaría de Rentería, y ésta sabe que su prima no tenía ningún motivo para suicidarse. Considera que hay algo raro en esa muerte y, como no tiene competencia territorial en Navarra, decide pedirle a Leire Altuna, escritora y amiga desde los hechos ocurridos en Pasaia hace un tiempo (y objeto de la novela “El faro del silencio”) que acuda al lugar para ver si ella también encuentra algo raro. Leire ha decidido dejar definitivamente la novela romántica en la que tanto éxito cosechó y dedicarse a la novela negra por lo que considera que esa investigación aficionada le puede servir bien para la nueva novela que pretende escribir. Así que va a Orbaizeta y se aloja en la pensión del pueblo. Cuando acude al barrio de la fábrica y conoce a sus habitantes, pronto se da cuenta de que todo el escenario es muy raro. Sus sospechas empiezan a clarificarse cuando también el arquitecto de la obra de rehabilitación de la Real Fábrica aparece muerto, en apariencia, como consecuencia de un accidente.

Real Fábrica de Armas de Orbaizeta
La fábrica de las sombras” me ha parecido una novela muy bien armada, con una ambientación exquisita y unos personajes sólidos.

Lo que más destaca, sin duda, es la ambientación. Orbaizeta es un pueblo navarro fronterizo con Francia que se encuentra a los pies de la selva de Irati. Un paisaje muy verde, un gran bosque de hayas…, todo puede parecer idílico. Pero no, Ibon consigue que lo que no deja de ser un paisaje de una gran belleza natural, aparezca como un lugar asfixiante y casi claustrofóbico.

Toda la historia transcurre en el pequeño pueblo de Orbaizeta y sus alrededores. Especialmente en uno de sus barrios, el que se encuentra junto a las ruinas de lo que fue la Real Fábrica de Armas. Un barrio pequeño en el que apenas hay diez o doce casas. Un barrio en el que cada uno de sus vecinos es para cogerlo con pinzas. Todos se llevan fatal, viven recluidos hacia su interior, recelando los unos de los otros pero sabiendo perfectamente todo de sus vecinos.

La Real Fábrica de Armas de Orbaizeta, el principal escenario de la novela, existe y se encuentra en el estado en el que se describe en la novela (o sea, en ruinas, aunque ha sido declarado bien de interés histórico y hay proyectos de rehabilitación). Fue una fábrica construida por orden de Carlos III en el año 1784 que funcionó justo un siglo. En ella se fabricaron armas y municiones que luego se utilizaban en todo el país. ¿Problema? Que los enemigos naturales de los españoles, los franceses, se encontraban a un tiro de piedra. No hay más que subir y bajar un monte para encontrarse en territorio francés y, lógicamente, la fábrica y su contenido fueron un botín muy apetitoso para los vecinos y enemigos franceses quienes no dudaban en hacer correrías por ahí y robar todo lo que podían (asesinando, de paso, a los vecinos de la zona que se encontraban por el camino).

T
Ruinas de la fábrica y casas
an nefasta es la historia que se encuentra detrás de la fábrica que, en la ficción, los vecinos se niegan a que se lleve a cabo el proceso de rehabilitación que la Diputación Foral navarra ha encargado a un equipo de profesionales. Una rehabilitación que pretende incentivar el turismo de la zona; algo que, en principio, debería ser positivo para los habitantes de la zona abriendo sus posibilidades, pero que ellos ven como algo negativo aludiendo a su pasado sangriento, a maldiciones y a mitología.

Como escenario, la fábrica y sus alrededores resulta un escenario magnífico. La atmósfera tan opresiva que el autor logra crear entre ruinas y árboles, el elenco de personajes secundarios con sus relaciones oscuras y ocultas donde no faltan secretos familiares, rencillas que se arrastran desde hace décadas…, el pasado de la zona con algunas consecuencias en el presente…, todo ello hace de este lugar un escenario perfecto para una novela de este tipo.

El autor describe tan bien los escenarios en los que transcurre la historia, lo hace de una forma tan visual y descriptiva, que es imposible no “verlos” como si estuviéramos ante una película. Logra crear un ambiente opresivo y asfixiante, casi claustrofóbico y eso que casi toda la novela transcurre en espacios abiertos. Ayuda a crear esa atmósfera tan oscura algunas alusiones más o menos veladas, más o menos directas, a seres que pueblan la mitología vasca (como las lamias).

Pero no todo es escenario y ambientación. La trama es asimismo muy buena. Dos tramas entrelazadas en dos niveles temporales, un desarrollo pieza a pieza que nos permite – muy al final- ir encajándolas y formándonos una idea de cómo es el puzzle completo, giros, sorpresas; todo ello hace de esta novela un libro que no sólo resulta muy entretenido sino una lectura de calidad.

L
Selva de Irati (Navarra)
os personajes también son la mar de interesantes. A Leire ya la conocimos en la anterior novela y en ésta seguimos sabiendo cosas de su vida y de su forma de ser. Pero junto a ella hay unos cuantos personajes secundarios que me han gustado mucho. Especialmente los habitantes del barrio de la fábrica. No son los típicos personajes de novela negra pero sí los típicos habitantes de zonas rurales y aisladas como la que el libro dibuja. Me gusta como, aún siendo bastantes, todos están bien perfilados (dentro de las posibilidades que permite la intriga, por supuesto)

La mayor parte de la historia transcurre en la actualidad (días previos a la Navidad del año 2014) pero, ocasionalmente, aparecen intercalados en la narración, capítulos situados en el pasado (año 58 en adelante). Esos capítulos nos hablan de la vida de algunos de los habitantes de Orbaizeta, del contrabando, de aventuras y de traiciones. Al principio es difícil encontrar su conexión con las circunstancias actuales pero, poco a poco, podemos ir adivinando por dónde van los tiros y ahí ya tenemos que exprimir nuestras neuronas para intentar discernir quién es quién

Como ya apunté en la reseña de “El faro del silencio” , “La fábrica de las sombras” es, también, una novela negra al estilo nórdico pero con un gran aliciente: es muy de aquí. Tan de aquí que no podría haber tenido lugar en ningún otro lugar del mundo. Ibon vuelve a situar su novela en un lugar que conoce muy bien; un lugar muy especial y convierte a ese lugar en un personaje más de la novela. Porque tan personaje como Leire lo es esa fábrica abandonada y las pocas casas situadas a su lado, el hayedo, la muga… En ningún otro lugar existe un escenario como éste. Y eso es una maravilla.

C
Orbaizeta (pueblo)
omo en la novela anterior, hay dos tramas entrelazadas. La principal es la que transcurre en la actualidad, la de los asesinatos; es la que ocupa mayor cantidad de páginas. Pero hay otra subtrama que nos lleva a los años 50 en adelante, a la misma zona. En aquel momento se vivían las consecuencias de la posguerra y en muchos lugares se vivía casi en la miseria. Como en Orbaizeta. La mayoría de sus habitantes se dedicaban a cultivar sus tierras y cuidar sus animales pero a veces no era suficiente para poder comer caliente así que completaban sus jornales con el producto del contrabando. La cercanía de la frontera con Francia convirtió toda esa zona de los Pirineos en lugar de tráfico continuo de mercancías (y de personas huidas) con lo que eso lleva de peligrosidad. La guardia civil siempre estaba al acecho para intentar descubrir alguno de los numerosos alijos que venían de Francia (y no sólo para apuntarse un mérito policial). El contrabando tenía lugar respecto de sustancias de todo tipo; no penséis en lo típico de tabaco o alcohol sino en cosas de primera necesidad como harina o necesarias para algunas industrias. A mi todo este tema me ha parecido la mar de interesante.

La novela está distribuida en 55 capítulos bastante cortos más los situados en el pasado, intercalados entre los actuales y sin numerar. Cada capítulo viene precedido por una fecha, así ya sabemos desde el principio si nos encontramos en la actualidad y en la trama principal o en el pasado en la trama secundaria. La trama principal tiene, desde el principio, más misterio que la subtrama del pasado la cual de primeras parece que sólo va a reflejar una forma de vida pero, con el paso de las páginas, también se va a volver muy misteriosa…

La novela tiene ritmo. Empieza fuerte y el ritmo se mantiene constante hasta que, como es normal, se acelera hacia el final. Las partes del pasado, como ya ocurriera en la anterior ocasión, tienen al principio menos ritmo pero van ganando en interés a medida que se acerca el desenlace. Además, como en aquel caso, resultan de mucho interés al reflejar la vida por aquellas tierras en la época posterior a la guerra; una época de carestía en la que los vecinos se buscaban la vida como podían; en este caso y dada la proximidad con la frontera, a través del contrabando



Conclusión final

“La fábrica de las sombras” ha resultado una lectura muy satisfactoria, tanto como lo fue hace pocos meses “El faro del silencio”. No sé por cuál de las dos decantarme pues aunque en ésta se nota que Ibon Martín va creciendo cada vez más como autor de novela negra, el caso y los escenarios del faro me llamaron mucho. Lo que está claro es que este escritor ha logrado encontrar un estilo propio y que estoy segura de que nos va a seguir dando muchas alegrías.

Nota: "El faro del silencio" y "La fábrica de las sombras" son novelas independientes que comparten dos personajes pero que perfectamente pueden leerse sin haber leído la otra

Podéis comprarlo en Popular libros


26 comentarios:

  1. Tengo demasiado pendiente, así que esta novela la dejo pasar. Besos

    ResponderEliminar
  2. La sinopsis me atrae, así que no lo descarto ^^

    ResponderEliminar
  3. Ya sabes que me gustó muchísimo esta novela... Besos!

    ResponderEliminar
  4. Yo también la he disfrutado un montón y en mi caso, si tengo que elegir, si me decanto por ésta.
    Besos.

    ResponderEliminar
  5. Lo tengo esperando en la estantería y estoy segura de que también me va a gustar
    Besos

    ResponderEliminar
  6. También he disfrutado mucho de esta lectura.Estaré pendiente de nuevas publicaciones del autor.
    Un beso

    ResponderEliminar
  7. Ya sabes que me gustó. Un besote

    ResponderEliminar
  8. Qué guay que hayas puesto esa nota al final, porque justo te iba a preguntar si se pueden leer de forma independiente. Me llama mucho la atención porque hace años fui a Ochagavía de vacaciones y estuvimos viendo el bosque, o la selva, de Irati. Un lugar maravillos y mágico, que me encantó y me ha llamado mucho la atención que se desarrolle por eso lares. Seguro que me la apunto. A ver cuando encuentro tiempo para leerla entre tantas, y tantas, que tengo pendientes. Besos

    ResponderEliminar
  9. Hola! No conocía la novela pero la verdad es que no tiene mala pinta, y aunque tengo muchos pendientes no la descarto. Muchas gracias por la reseña, me alegra que te haya gustado!

    Un saludo!

    ResponderEliminar
  10. He visto tantas reseñas buenas que resulta imposible dejar pasar esta lectura. Besos

    ResponderEliminar
  11. Ya sabes que también me ha gustado mucho. Coincido en impresiones y en esa apreciación final, no sé con cúal de las dos quedarme...
    Un beso

    ResponderEliminar
  12. Yo me decantaría por ésta y está claro que tengo que estrenarme con Ibon en bases a vuestras buenas opiniones.
    Besos

    ResponderEliminar
  13. Pues yo no puedo comparar, pero por lo que he leído la 2 mejora bastante. A mi me ha gustado muchísimo
    Una reseña estupenda maja!
    Besitos

    ResponderEliminar
  14. Nada que me habéis seducido, que me lo apunto.
    Un besote.

    ResponderEliminar
  15. Pues tu me diras quien se resiste a esta lectura, tenía anotada El Faro del silencio y ya esta también esta en mi lista. Me ha encantado la reseña.
    Un beso

    ResponderEliminar
  16. He pasado de puntillas ya que lo estoy terminando,besotes

    ResponderEliminar
  17. Qué decirte !! Me ha encantado. Me lo he pasado como una enana metida en ese pueblo tan siniestro. Y ahora me quedo con el gusanillo de leer el primero, que ya tenía más que apuntado.
    Besos

    ResponderEliminar
  18. Tomo buena nota de ella. Veo que has disfrutado mucho con las dos novelas. Besos.

    ResponderEliminar
  19. Vaya reseña!!! Da gusto leerte y más cuando uno es un asiduo lector de tu blog. Cuando no se sabe qué leer no hay nada como pasarse por aquí y disfrutar con tus reseñas. Muchísimas gracias por leerme y por hacer posible la lectura conjunta. Un beso, Laky!!
    Ibon

    ResponderEliminar
  20. Vaya reseña!!! Da gusto leerte y más cuando uno es un asiduo lector de tu blog. Cuando no se sabe qué leer no hay nada como pasarse por aquí y disfrutar con tus reseñas. Muchísimas gracias por leerme y por hacer posible la lectura conjunta. Un beso, Laky!!
    Ibon

    ResponderEliminar
  21. Lo tengo apuntado, de otras reseñas =)

    Besotes

    ResponderEliminar
  22. Me encanta cómo describe Ibon los escenarios del País Vasco y Nafarroa.
    He vivido en mi imaginación todos y cada uno de los rincones descritos.
    Sus novelas no tienen nada que envidiar a las mejores novelas negras nórdicas.

    ResponderEliminar
  23. Simplemente me ha parecido genial y, sin duda alguna, mi próxima escapada sera a pisar esos lugares, porque con la magistral descripción que hace el autor, yo ya creo conocerlos. Genial.

    ResponderEliminar

Gracias por tu comentario