martes, 12 de agosto de 2014

"Peaje de libertad! - Elisa Beni




Este libro tenía que leerlo sí o sí. En cuanto lo vi entre las novedades y leí su sinopsis (porque la portada no da una idea demasiado clara de su interior), lo apunté y no tardé en hacerme con él ni, una vez en mis manos, en leerlo.

Por deformación profesional (de la que fue mi profesión y mis estudios, porque ahora mismo estoy en paro), los thrillers jurídicos me encantan. Y quería ver si en esta ocasión la autora sabía de lo que hablaba (os adelanto que sí)

Éstas son mis impresiones



Elisa Beni
Nota: información extraída de la Wikipedia  

Elisa Beni Uzabal (Logroño, 1965) es una periodista  española. Al hacerse cargo de El Faro de Ceuta  con 23 años, Beni se convirtió en la directora de periódico más joven de España.

Licenciada en Ciencias de la Información
 por la Universidad de Navarra, ha trabajado para La Voz de Almería, La Razón,  la revista Época y fue redactora jefe del desaparecido periódico Diario 16. Ha sido directora de emisoras de la Cadena SER  y es colaboradora habitual del programa de Julia Otero en Onda Cero, Julia en la onda  así como de diversos programas de televisión

En 2001, se casó, en segundas nupcias, con el juez Javier Gómez Bermúdez , magistrado de la Audiencia Nacional . Se divorciaron en abril de 2014.

En 2004 fue nombrada directora de Comunicación del Tribunal Superior de Justicia  de Madrid, cargo del que fue cesado en 2008 «por pérdida de confianza» tras la publicación, en noviembre de 2007, del libro La soledad del juzgador, editado por la Editorial Planeta, acerca de cómo su marido, el juez instructor del caso del 11-M , había vivido el proceso judicial.

En junio de 2014, publicó una novela, Peaje de libertad, editada por Espasa

Ha publicado:

· Levantando el velo. Manual de periodismo judicial - con Javier Gómez Bermúdez

· La soledad del juzgador

· Peaje de libertad (2014)



Datos técnicos

Título: “Peaje de libertad”

Autor: Elisa Beni

Editorial: Espasa

Encuadernación: Tapa blanda con solapas

Fecha de publicación: 3 de junio de 2014

ISBN: 978-84-670-4184-2

Páginas: 376

PVP: 19,90 Euro edición en papel / 12,99 euros el ebook





Argumento

Gabriela Aldama es Magistrada de Instrucción en los Juzgados de Plaza de Castilla de Madrid.

En una guardia tiene que ir a un levantamiento de cadáver: un hombre y una mujer, de raza árabe ambos, han sido asesinados y semienterrados en un descampado, en la zona más peligrosa de Madrid, un lugar donde los drogadictos y traficantes campas a sus anchas. Parece obvio que es algo relacionado con las drogas.

El inspector Lozano llevará a cabo la investigación que dirige la juez y pronto descubrirán que no todo va a ser tan fácil como aparentaba en un principio. Los fallecidos llevaban ropa de lujo y conducían un Bentley de mucho valor, no eran simples drogadictos ni camellos de poca monta.

Por otro lado, la juez se enemistará con la Presidenta de la Audiencia Provincial al negarse a un cambio no consensuado de las normas de reparto de querellas. Y la Presidenta es una mujer que no olvida las afrentas que se le hacen…



Impresiones

Os voy a confesar que lo que más morbo me daba de esta novela era comprobar si la autora sabía de lo que hablaba o, una vez más, metía la pata en cuestiones jurídicas, o bien asimilando nuestra justicia a la anglosajona –tan conocida por las películas- o bien no utilizando la terminología adecuada. He leído novelas en las que al Secretario judicial se le considera una simple secretaria de las de toda la vida, de las que toman notas y llevan el café al jefe (cuando, para ser Secretarios, además de haber cursado la carrera de Derecho, han tenido que aprobar una oposición del grupo A, con más de doscientos temas…). También es frecuente ver cómo periodistas, escritores, tertulianos de la tele, etc., meten la pata confundiendo dos términos que no tienen nada que ver: denuncia y demanda (cuando la distinción es sumamente fácil: si se trata de un tema pena –delito o falta- lo que haces es denunciar; si es cualquier otro tema, es civil (si alguien te debe dinero, le demandas por lo civil; si te han despedido del trabajo y no estás de acuerdo, estaremos ante una demanda laboral; si has sufrido algún perjuicio por la mala actuación de la Administración Pública y les llevas a juicio, será también una demanda contencioso-administrativa. Esto es: penal=denuncia; todo lo demás=demanda)


Pues eso, que quería ver si, por fin, estábamos ante una autora que sabía cómo funcionaba el sistema judicial español. Fue Carax del blog Asteroide B612 la que me abrió los ojos: Elisa Beni, a quien yo no conocía hasta entonces, era la mujer (ex mujer en realidad) del magistrado Javier Gómez Bermúdez. Eso ya me hizo pensar que, muy probablemente, conocería la justicia desde dentro y que su marido (ahora ya ex marido, pero cuando escribió el libro, marido aún), era posible que hubiera leído el borrador de la novela y, en su caso, corregido los errores jurídicos en los que hubiera podido incurrir.

En conclusión: si queréis saber cómo funciona el sistema judicial español, cómo trabaja un Juez de Instrucción, las relaciones que se dan entre los diversos miembros de un juzgado y de éstos con la policía, si queréis también enteraros de cuestiones de gobierno de los juzgados, tenéis que leer este libro. De forma novelada, os va a abrir las puertas a lo que es el día a día de un juzgado de instrucción español. Sólo por esto, ya merece la pena leer. El gran público, estoy convencida de ello, tiene más idea de cómo transcurre un juicio en Estados Unidos que de cómo transcurre en España (consecuencia de las muchísimas películas americanas que hemos visto). Esta novela, repito, os mostrará claramente, cómo trabaja un Juez de Instrucción (para mí, la instrucción es la parte de la justicia más apasionante y, desde luego, la que más juego literario da.)

La protagonista, Gabriela Aldama no es, probablemente, una juez muy común. Descendiente de una acaudalada familia (su apellido no es simplemente Aldama sino uno de esos apellidos ultracompuestos) y muy sofisticada con su belleza, gran altura y cuerpazo de impresión, no pasa desapercibida ni aunque se disfrace con una de esas togas negras con puñetas que tan poco favorecen. Tampoco por su carácter rebelde y nada conservador; lleva su vida como quiere y no duda en enfrentarse a quien sea, incluso a la propia Presidenta de su Audiencia.

La novela lleva adelante dos tramas: la principal que es la de los dos cadáveres encontrados en la fecha en la que Gabriela se encontraba de guardia y la de una querella interpuesta contra un político que, por lo que parece, no hay interés en que se tramite. Con preponderancia de la primera, de una manera o de otra, a Gabriela también le va a acabar afectando la segunda.

Además de conocer el funcionamiento del sistema judicial español, esta novela no deja de ser una interesante novela negra, más bien un thriller jurídico, que incluye una interesante investigación criminal, algunos giros y unas cuantas sorpresas.


Gabriela es la protagonista absoluta y de ella conoceremos no sólo su vida profesional sino también su vida privada. Y es respecto a esta última en la que le voy a poner el único “pero” que he encontrado en la novela. Al principio me hizo gracia encontrarme referencias a la vida sexual de la magistrada. Como cualquier persona, la jueza puede hacer de su vida sexual y sentimental lo que desee y, aunque estemos ante una novela negra, no me parece mal que se introduzcan elementos personales, que siempre dotan de mayor realismo a los personajes. Pero, en mi opinión, la autora ha cargado demasiado las tintas en este tema, insistiendo muchísimo en lo despampanante que es Gabriella, y creo que no era necesario tanto. Es mi opinión, no sé si más gente la compartirá, pero creo que para el tipo de novela que es, un recorte de esas escenas más personales hubiera venido bien.

La novela está de plena actualidad y toca asuntos que nos son muy conocidos, por desgracia: la especulación inmobiliaria, la aparente inmunidad de los políticos, las presiones al poder judicial por parte del poder ejecutivo para dirigir sus decisiones, etc…

Con un lenguaje directo, claro y sencillo, adaptado a los temas que toca (expresiones como “pasar detenidos” denotan cuánto sabe Elisa Beni de estos temas), Elisa Beni nos da una lección de cómo funciona, por dentro, el sistema judicial español (con sus aciertos y sus desaciertos) y nos ofrece un thriller apasionante, que te atrapa en sus manos



Conclusión final

Sé que no soy muy objetiva pero es que, como jurista, estos thrillers jurídicos me apasionan. Y éste, en concreto, al ser tan certero, me ha gustado aún más. Si queréis saber cómo es el día a día de un Juzgado de Instrucción, tenéis que leerlo.

Personalmente, me encantaría que “Peaje de libertad” fuera la primera entrega de una serie que tuviera por protagonista a esta singular jueza. ¡Ojalá!

Podéis comprarlo en Popular libros


28 comentarios:

  1. Yo siempre he pensado que no se puede escribir sobre cualquier cosa ya que necesitas conocer de antemano ese mundo (cómo en El nadador cuando hablaba del Parlamento y se veía que conocía el sitio y como funcionaba), y entiendo ese sentimiento tuyo de comprobar si la gente habla por hablar (cómo haría yo hablando de estos temas jurídicos) o saben del tema! interesante que en este caso la autora hable con propiedad!

    ResponderEliminar
  2. A mí no me gusta mucho leer libro de gente que sale en la tele por otros menesteres. Es como que han aprovechado el tirón. Habrá muchos que no sepan escribir y alguno que sí y yo los meto a todos en el mismo saco, pero bueno.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  3. Parece interesante aunque no se si lo disfrutaría como tu que lo entiendes, habrá que leerlo para saber, besotes

    ResponderEliminar
  4. A mi me pasa con las novelas que incluyen temas ciencificos, siempre las leo por curiosidad de si han metido la pata. Y creeme que la mayoria de las veces es asi. Creo que la gente se aventura a escribir sobre ciencia sin saber con la idea de que la mayoria no va a entenderlo, más que con los temas juridicos o policiales. Entre tu opinion, que me ha picado, y la biografia de la autora (que me ha picado aun más) creo que le voy a hacer un hueco... pero ya en otoño. Besos

    ResponderEliminar
  5. Joe pues suena bastante bien la verdad, y parece d e las que es dificil dejar de leer, me la anoto!
    Un beso!

    ResponderEliminar
  6. Supongo que para reconocer esas meteduras de pata de las que hablas has de saber la terminología exacta. Eso pasa en todas las disciplinas pero sólo podemos observarlo bien si pertenecemos a ella. A mi me pasa con los temas sociales. Siempre pongo el ojo en otras cuestiones que muchas veces pasan desapercibidas.
    Esta novela la tenía apuntada ya así que está en mi punto de mira :)

    Bs.

    ResponderEliminar
  7. Creo que has hecho bien en recalcar las diferencia entre denuncia y demanda, pues la mayoría desconocemos exactamente en qué se diferencia una de otra. Viendo que la autora sabe de qué va el tema, teniendo a mano un asesor en el mismo, sin duda merece la pena su lectura. Besos.

    ResponderEliminar
  8. Hola, me encanta tu blog, acabo de descubrirlo y hacerme seguidora. Yo también soy una lectora compulsiva y me encantará leer tus reseñas y recomendaciones.
    Feliz verano.

    ResponderEliminar
  9. le tengo en casa, esperando y creo que no tardaré mucho en darle una oportunidad
    me alegro que te haya gustado

    besos

    ResponderEliminar
  10. A mí en cambio las novelas jurídicas me dan un poco más de pereza pero bueno, en este caso tiene buena pinta así que no descarto su lectura en algún momento
    Besos

    ResponderEliminar
  11. A mí tbien me encantan los thriller a jurídicos y tengo que admitir que esta portada me había despistado y no me molesté en leer la sinopsis. Me lo llevo apuntadísimo para hacerme con él ya !!!
    Besos

    ResponderEliminar
  12. pues tiene buena pinta yo no suelo leer de ese estilo pero me lo apunto ya que lo recomiendas :)

    ResponderEliminar
  13. Se ve muy interesante, y no lo conocía; de hecho que al leer la sinopsis como que sientes que no corresponde mucho con la portada, pero es solo una primera impresión, supongo. Me lo llevo a la lista, a ver si doy con él; gracias por la recomendación.

    Besos.

    ResponderEliminar
  14. Pues hombre, por portada no lo leería, sinceramente, pero después de echarle un ojo a tu reseña, me lo llevo!! =)

    Besotes

    ResponderEliminar
  15. Me llama mucho todo lo relacionado con la Justicia, así que seguro que me gusta este libro. Voy a ver si le hago un hueco. Besos!

    ResponderEliminar
  16. Pues no soy yo muy de este tipo de novelas, pero por otra parte, ya que aseguras que con esta se puede aprender cómo funcionan realmente estas cosas en España, creo que podría ser bastante interesante en ese aspecto.
    Besos!

    ResponderEliminar
  17. Jejej veo que has hecho un análisis concienzudo jejeje.. Muy bien argumentado todo. Yo lo tengo en casa y hasta ahora no me había planteado leerlo pero si lo pones tan bien lo mismo me animo antes de que acabe el verano. Besos

    ResponderEliminar
  18. Una reseña magnífica. A mi me gustaban hace un tiempo este tipo de novelas, luego parece que o quedaron un poco de lado o yo me las empecé a perder. Buscaré esta para retomar ya que las disfrutaba mucho
    Besos

    ResponderEliminar
  19. Pues solo por ver cómo es el día a día de un Juzgado de Instrucción, me has dejado con muchas ganas de leerlo.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  20. Pues está muy bien saberlo.. me lo apunto :)
    Un besito

    ResponderEliminar
  21. No conocía el libro, pero apuntado queda ... Un besote

    ResponderEliminar
  22. Me has dejado con más ganas de leer esta novela de las que ya tenía, tendré que conseguirlo,
    besucus

    ResponderEliminar
  23. Me lo apunto, no lo conocía y me lo has dejado muy bien.

    ResponderEliminar
  24. Voy a tener que dejar de leer tu blog! Ja,ja,ja que no... es broma...es que siempre acabo apuntándome los libros que recomiendas y mi lista va creciendo y creciendo...Uf!
    Pues eso que me lo apunto porque me ha gustado la reseña y me ha picado el gusanillo
    besos

    ResponderEliminar
  25. No me llaman nada los thrillers jurídicos! Lo dejo pasar :)

    Un beso!

    ResponderEliminar
  26. Probablemente sea buena, pero me da que la deformación profesional influye mucho ;)

    ResponderEliminar
  27. Estamos completamente de acuerdo. Además de ser mujer, ex mujer al parecer, del juez, me enteré que también fue responsable de periodismo del Tsj de Madrid, así que ya sabemos porque se le nota que sabe de lo que habla. Yo también le pondría el pero al final, que ya te comenté que me hubiesen gustado unas páginas más.
    Besos

    ResponderEliminar
  28. Tenía este libro en el punto de mira y ahora que te leo creo que sí o sí me gustaría leerlo. Ojalá tenga la suerte de que caiga en mis manos.

    ResponderEliminar

Gracias por tu comentario